Juramento para enfermeros

Juramento para enfermeros

Juramento deontológico de la enfermería

  • El objetivo principal de mi labor será la salud de los pacientes.
  • Guardaré el máximo respeto a la vida y dignidad humanas.
  • Practicaré mi profesión con la debida conciencia y dignidad.
  • Procuraré mantener mis conocimientos en los niveles que me permitan ejercer la profesión con dignidad y seguridad.
  • No permitiré que prejuicios de edad, sexo, religión, nacionalidad, raza, opinión política, condición social o estado de salud afecten a mi trabajo.
  • Mantendré en secreto todos aquellos asuntos que me fueran confiados, o de los que tenga conocimiento en la práctica de mi profesión.
  • Me opondré, aunque reciba coacciones o amenazas, a utilizar mis conocimientos personales para fines que puedan causar perjuicio a los seres humanos.
  • No realizaré experimentación que entrañe riesgo innecesario o sufrimiento.
  • No aceptaré una responsabilidad que no sea de mi competencia, en detrimento del cumplimiento de mis propias funciones.
  • Estaré siempre alerta de los peligros del desánimo, el cansancio y la desilusión, tomando como estandarte la Promoción de Salud como bien social y el bienestar humano como fin último.
  • Dedicaré mi vida y mis esfuerzos desde mi puesto a prevenir la enfermedad, pro-mocionar y mantener la salud de la sociedad, a atender, rehabilitar e integrar socialmente al hombre sano y enfermo.
  • Administraré y haré el mejor uso de los recursos materiales y humanos que en cada momento me sean asignados.
  • Defenderé y dignificaré a través del estudio y la investigación constante para que con mi aportación se engrandezca nuestra profesión, y llegado el caso transmitiré mis conocimientos, experiencias y filosofía a las generaciones de enfermeros/as venideras.
X